El Proyecto Co2algaefix se presenta en el Seminario sobre Biotecnología de Microalgas de Almería

Share
60 expertos de 14 países han acudido a la provincia andaluza para intercambiar experiencias y conocer las necesidades para el desarrollo e implantación industrial de las microalgas

El proyecto Life CO2Algaefix se ha presentado en Euromediterranean Microalgal Biotechnology Seminar&Workshop 2014 (EMBS2014), un evento de referencia internacional en el ámbito de la biotecnología de microalgas que ha reunido durante una semana en Almería, a expertos y participantes de 14 países, (España, Portugal Francia, Italia, Grecia, Albania, Líbano, Israel, Egipto, Túnez, Marruecos, Nueva Zelanda, Australia, México).

El proyecto CO2Algaefix, patrocinador del EMBS2014, se ha presentado por parte de las investigadoras Maria Segura, de la empresa Algaenergy, líder del proyecto; y Mercedes García, del Instituto de Bioquímica Vegetal y Fotosíntesis de la Universidad de Sevilla, también socio del proyecto. Ambas investigadoras han mostrado a los asistentes los detalles y objetivos de CO2Algaefix, los tipos de microalgas seleccionadas entre aquellas tolerantes al gas proveniente de la central eléctrica de ciclo combinado de Iberdrola, en Arcos de la Frontera (Cádiz), que será su aporte de CO2, así como los tipos de reactores en los que se cultivarán. Entre ellos, dos fotobioreactores en Flat Pannel, más conocido como jaula bolsa, de 90 metros cada uno diseñados para su validación inicial, 12 columnas de burbujeo, 6 fotobioreactores tubulares de 2.600 litros cada uno, y dos raceways o reactores abiertos de 28.500 litros, construidos como referencia para la comparación con los otros bioreactores.

Por otra parte, el profesor Yusuf Chisti, de la Universidad de Massey en Nueva Zelanda, ha hablado a los asistentes de lacomercialización de combustibles a partir de algas y han podido conocer también el proyecto “Allgas”, que la empresa Aqualia desarrolla en la localidad gaditana de Chiclana de la Frontera, para la depuración de aguas residuales urbanas. Además, han visitado también proyectos industriales como la Estación Experimental de las Palmerillas en El Ejido, de la Fundación Cajamar, donde han podido ver los cultivos de microalgas en biorreactores que allí se llevan a cabo.

Euromediterranean Microalgal Biotechnology Seminar&Workshop 2014 (EMBS2014), ha reunido durante una semana aprofesionales e investigadores del sector de las microalgas que han puesto en común los avances en el conocimiento científico y tecnológico en este ámbito, así como las necesidades y limitaciones existentes para su desarrollo e implantación industrial. Ha compaginado sesiones técnicas y discusiones interactivas con visitas de campo a laboratorios, plantas piloto y compañías del entorno, configurando un programa que ha proporcionado una oportunidad excelente para el intercambio de información, experiencias y avances en el campo de las microalgas entre científicos, técnicos y profesionales

Así, se han podido escuchar ponencias como la de Miguel García Guerrero, director de la Fundación General CSIC, sobre lasexpectativas de la biotecnología de las microalgas, subrayando la relevancia de las microalgas en los cambios geológicos de la tierra y la evolución biológica de las especies, mediante su contribución al aumento de concentración de O2, que ha posibilitado la vida tal y como hoy la conocemos.

Durante los dos primeros días las exposiciones se han centrado en la biología y naturaleza de las microalgas, en profundizar en los factores y elementos que influyen y limitan su desarrollo y sobre cómo optimizarlos en el caso de la luz y nutrientes. Así mismo, los asistentes han podido conocer las últimas novedades en tratamientos y conversión de la biomasa obtenida en los distintos productos valorizables, incluyendo una visita a los laboratorios de la universidad de Almería.

La sesión del miércoles ha estado protagonizada por los distintos usos y aplicaciones de las microalgas, como la extracción de compuestos de alto valor para alimentación, así como los usos para la depuración de aguas y suelos. Gran expectativa crea su uso para nutracéuticos y la obtención de hidrogeno. El profesor Emilio Molina avanzó los costes de producción de biomasa algal y el profesor Avigad Vonshak de la Ben Gurion Universidad del Negev, abrió el debate con el futuro de la biotecnología algal.

Sin embargo, el camino no parece sencillo. Los investigadores no se aventuran a dar una fecha en la que las microalgas podrán utilizarse en bioenergía. Emilio Molina Grima, catedrático de Ingeniería Química y director del grupo de investigación que, desde finales de la década de los 80, estudia las microalgas en la Universidad de Almería, apuntaba que la investigación en esta materia no está “ni siquiera todavía” a nivel pre-comercial. Para Molina Grima, “la cuestión tecnológica está perfectamente establecida, el problema es científico todavía”.

El futuro de las microalgas

Como refleja la Universidad de Almería, las microalgas son una fuente rica en numerosas moléculas bioactivas y de interés en alimentación y salud humana. El mercado de la biomasa de microalgas genera actualmente un volumen de ventas de 2.000 millones de euros anuales. Tan ingente volumen de negocio se sostiene, sin embargo, con menos de una decena de microalgas, entre cianobacterias (Spirulina), cloroficeas (Chlorella, Dunaliella y Haematococcus) y algunas otras especies de otros grupos (Odontella, Porphyridium o Phaedactylum) para producir, esencialmente, biomasa y carotenoides.

La biodiversidad de microalgas es, sin embargo, enorme. Como han señalado los expertos en este Seminario, se estima que existen entre medio millón y un millón de especies. En consecuencia, desde el punto de vista biotecnológico la propia naturaleza ofrece un “mercado de microalgas” de dimensiones extraordinarias. En la actualidad, la mayor parte de las microalgas se comercializan en Asia –alrededor de 10.000 toneladas anuales, dicen los expertos-, en el campo de los ingredientes alimenticios.