El Consejero de Hacienda informa a los empresarios almerienses de las ayudas para una industria energéticamente eficiente

Share
La Junta cuenta con 100 millones de euros para financiar las inversiones que realicen las empresas en eficiencia energética y aprovechamiento de calores residuales
18 de Febrero, 2020

El Consejero de Hacienda, Industria y Energía, Juan Bravo, ha presentado al empresariado almeriense el paquete de medidas para la eficiencia energética de la industria en Andalucía, dotado con 100 millones de euros en ayudas para mejorar la eficiencia energética de grandes empresas, pymes y autónomos y gestionado por la Agencia Andaluza de la Energía. “Un paquete de medidas que nace desde la firme convicción de este Gobierno de impulsar en nuestra región un tejido industrial fuerte y competitivo, que genere riqueza, sirva de motor económico y cree empleo de calidad estable”, ha señalado Bravo.

En la jornada, organizada por la Confederación Empresarial ASEMPAL y la Cámara de Comercio de Almería en colaboración con la Delegación del Gobierno de la Junta en Almería, el consejero ha explicado la oportunidad que supone para el sector industrial andaluz de desarrollar “nuevos procesos de producción, nuevos productos o servicios, y nuevos métodos empresariales y de gestión, de la mano del desarrollo energético sostenible y de la economía descarbonizada”.

Un paquete que no sólo aporta ayudas económicas sino también “un trabajo de acompañamiento y asesoramiento a las empresas para que puedan optar por las mejores opciones y tecnologías disponibles con la intención de que tenga el mayor impacto en la cadena de valor dentro de Andalucía”, ha indicado Bravo.

La estimación que maneja la Agencia Andaluza de la Energía sobre el impacto de este paquete es que se movilice una inversión privada de 330 millones de euros asociados a que unas 500 empresas andaluzas realicen mejoras energéticas que evitarían la emisión a la atmósfera de 170.000 toneladas de CO2 al año.

Juan Bravo también ha aprovechado este foro para recordar que para conseguir ese binomio de sostenibilidad energética y crecimiento económico es necesario contar con infraestructuras de transporte de electricidad que canalicen los proyectos de energías renovables que están llegando a Andalucía.

Una demanda que el Gobierno andaluz ha trasladado al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico para que así se recoja en la nueva Planificación de Infraestructuras Eléctricas de Transporte 2021-2026. “Almería cuenta con un potencial eléctrico renovable de 17.434 MW, que podría traducirse en inversiones de unos 16.400 millones de euros, en el caso de que se desarrollara todo el potencial existente y contáramos con las infraestructuras necesarias de transporte para evacuarlo”, ha informado el consejero de Hacienda, Industria y Energía.

“Las infraestructuras de red de transporte solicitadas para 2021-2026 en Almería tendrían un impacto considerable en la provincia, en primer lugar, debido a la propia construcción de las mismas, que supondría unas inversiones estimadas de más de 1,7 millones de euros; y por las posibilidades que abren para un desarrollo económico basado en una mejora en el suministro eléctrico, que permite un crecimiento poblacional y un mayor desarrollo industrial y empresarial de la provincia, así como la instalación de plantas de generación eléctrica con renovables y otras industrias asociadas a las mismas”, ha señalado Bravo.

Condiciones del paquete de medidas

Tras la inauguración de la jornada por parte del consejero, en la que ha estado acompañado por los presidentes de ASEMPAL y de la Cámara de Comercio de Almería, el director gerente de la Agencia Andaluza de la Energía, Jorge Jiménez Luna, ha sido el encargado de explicar con más detalle a los empresarios almerienses las condiciones de este paquete, que gestiona la Agencia.

Este paquete de medidas está integrado por dos programas de ayudas incompatibles entre sí: el Programa regional para el desarrollo energético sostenible “Andalucía es más” con ayudas a pymes y autónomos, y que incluye además incentivos para instalaciones de autoconsumo con renovables, logística de biomasa y biocombustibles; y los incentivos ofrecidos por la Administración General del Estado para pymes y gran empresa del sector industrial, a través del Real Decreto 263/2019.

En ambos programas se financia tanto la implantación de proyectos de mejora energética como la renovación de maquinaria y equipamiento por otro de alta eficiencia energética; equipos para el aprovechamiento de energías residuales; la sustitución de combustibles o energías tradicionales por otros menos contaminantes; las medidas de contabilización, seguimiento y gestión de la energía mediante las TIC; y el establecimiento de procedimientos dirigidos a una mejora continua del desempeño energético, a través de la implantación de Sistemas de Gestión Energética.

Las empresas interesadas pueden recibir en el programa nacional un 30% de incentivo (hasta un máximo de 15 millones de euros por solicitud y beneficiario), siempre que la inversión mínima incentivable sea de 25.000 euros (IVA excluido); mientras que las pymes y autónomos, con una inversión mínima de 3.000 € (IVA excluido), podrán recibir entre un 25% y un 45% de la inversión a través del Programa regional, con un incentivo máximo de 1 millón de euros por proyecto.

La Agencia Andaluza de la Energía ha diseñado todo el procedimiento 100% telemático, desde la solicitud hasta la justificación de las ayudas, estando abierto el plazo de presentación de solicitudes hasta el 31 de diciembre de 2020 o hasta el agotamiento de los fondos.